LAS MOSCAS, JEAN PAUL SARTRE




MARÍA RENÉE BATLLE


ARGUMENTO:

Orestes (bajo el nombre de Filipo) llega a la ciudad de Argos junto a su pedagogo. Hasta el momento, Orestes ha tenido una juventud normal. Los habitantes de Argos viven en veneración a Júpiter, su dios. Todos sus habitantes están anclados en un pasado por sus propios remordimientos. Hay crímenes e intrigas. Su soberano es Egisto y su soberana, Clitemnestra. Ambos han cometido asesinato contra Agamenón, -esposo de Clitemnestra quince años atrás, antes de su muerte-.

Una vez al año, Egisto se pone sus vestimentas negras y hace el rito de convocar a los muertos. Está tan instalada esta creencia, que todos los habitantes sufren por la llegada de sus antepasados y las recriminaciones a las que son sujetos.

Electra, hija de Clitemnestra y Agamenón, vive en palacio, pero es reducida a la condición de una sirvienta, bajo el yugo de su madre y de su padre postizo.

Electra y Filipo se conocen. Orestes se da cuenta de que es él hermano de Electra e hijo de Clitemnestra y se enamora de su hermana. Esta le hace ver la necesidad de que él ejecute a sus padres. Le dice que lo ha visto numerosas veces en sueños y planea con gusto su venganza, para redimirse de todas las penas que le han hecho pasar.

Orestes cambia en un solo día de mentalidad. De joven pacífico se convierte en un joven con fuerza y deseos de venganza (o quizá de justicia). Él dice que ha encontrado dentro de sí la libertad.

Tras matar a Egisto y a Clitemnestra, ambos huyen, buscando la libertad y la felicidad en el pueblo vecino de Corinto, sin embargo, Electra está llena de arrepentimiento y de culpas. Le caen encima las moscas que son las Furias o las Erinias. Luego, Júpiter la rescata y Electra cae a sus pies, dispuesta a vivir como hasta entonces y entregando su tan ansiada libertad.

La multitud busca a Orestes para matarlo, pero éste, con autoridad, les hace ver su supremacía y la multitud vuelve a apaciguarse.

COMENTARIOS PERSONALES:

Obra basada en la mitología griega, cuyo tema es el crimen y la venganza.

Orestes me pareció un personaje complejo, ya que si bien al principio de la obra se mostraba sereno, tranquilo, humilde, “que no mata una mosca”, tuvo una especie de metamorfosis. De pronto aquél carácter sumiso, se convirtió en un temperamento de extrema fortaleza física y mental, con convicción, y con la valentía suficiente para matar a Clitemnestra –su madre- y a Egisto.

Es obvio que el amor que su hermana le desató, no es amor filial, sino amor pasional, de pareja. Se ve a sí mismo como más allá del temor, del miedo, incluso a ser asesinado por las turbas, y paradójicamente esa falta de temor (que conlleva autoridad y certeza) le da la libertad total.

No sufre aparentemente (como en las otras obras) de culpas ni recriminaciones por la muerte de su madre y padrastro. Desde siempre ha creído que el acto era justo y en eso ampara su pensamiento.

Trata de convencer a Electra –al final de la obra- que no haga caso de las Erinias. “Tu debilidad es lo que les da fuerza”. Es un pensamiento muy arraigado últimamente en la filosofía “new age” y en algunas corrientes psicológicas del comportamiento humano: “A mí no se atreven a decirme nada”. Era invulnerable, porque su pensamiento se regía por lo que él pensaba que era lo correcto y no se dejó influenciar bajo ningún momento, por el pensamiento de los demás. Había conquistado su libertad, tanto externa como interna.

Electra es una niña-mujer con grandes deseos de venganza. Se muestra rebelde, furiosa, pero carente de la fuerza necesaria para llevar el deseo de venganza a hechos concretos y materiales. Siempre vio en su hermano Orestes la fortaleza. En sueños veía recurrentemente cómo él adquiría la fuerza para llevar a cambio la tan deseada venganza en contra de su madre y padrastro.

Habiendo sido tratada como a una sirvienta, se sentía víctima de su madre y de las circunstancias. Nada de lo de su madre le parecía hermoso. La odiaba más allá de cualquier razonamiento.

Al conocer a su hermano Orestes bajo el nombre de Filipo (y con la naturaleza inicial de Orestes: tranquila, pacífica) se ve atraída hacia él. Sin embargo, cosa extraña, ella que siempre deseó la venganza (por sobre todas las cosas) y la llegada de Orestes para llevarla a cabo, una vez que éste la ejecuta, lo desprecia por lo mismo que ella le pidió que hiciera. Electra sí tuvo enormes culpas y llegó casi a la muerte y locura debido a ella. No se dejó persuadir por los deseos de Orestes de huir hacia un mundo de paz y alegría. Se consumó en su propia venganza, sobre todo, al encontrar el enorme parecido entre ella y su madre, el cual no fue notorio sino después de la muerte de la madre.

Es irresponsable, pues no quiere (por ningún motivo) hacerse cargo de la muerte de la madre, por más que fue ella quien la concibió y quien le pasó su veneno a Orestes. La justificación fue siempre su arma… pero nada pudo impedir que “pagara” por su crimen a través de su culpa.

Júpiter se ve como un dios con características mortales. Le encantaba regodearse de la culpa del pueblo. Pensaba que aquel que fuera libre, se parecería a él y serían por tanto, idénticos y solitarios. En su propia libertad, encontraba la soledad más profunda, porque hasta ese momento, era el único en tenerla. Orestes de pronto, obteniéndola, se compara con él. Lo insta a que le sirva y se da cuenta de que Orestes está más allá del bien y del mal, que se ha liberado y que no puede más con él. Esto lo vuelve sinó vulnerable, sin poder hacia él, algo que para un dios era inconcebible.

Clitemnestra parece haber pagado muy caro el crimen contra su esposo. Si bien no tuvo remordimientos, tampoco su vida en adelante fue un jardín de rosas. Fría, orgullosa y sin instintos maternales. La misma de siempre en todas las versiones. Solo que hasta ahora me doy cuenta de que pasados los años, no logra la felicidad anhelada.

Egisto es un personaje que vivió su reinado con mucho vacío. Dejó de ser él mismo para cumplir con la farsa de ser aceptado y temido por su pueblo. No pudo sustraerse a esta farsa en la que él mismo se vio envuelto, perdiendo así, toda capacidad de dicha y libertad.

Él mismo afirma que desde que se viste de negro, su corazón está igual y que lo mismo le da morir que vivir. Cuando se da cuenta de que Orestes lo va a matar, no opone resistencia, en el fondo quizá, hasta lo deseaba. Había perdido su rumbo, su brújula, su vida y se quedó con las manos vacías.

Las Erinas: Viven de la culpa y el remordimiento del pueblo: son las moscas. Por eso, el pueblo (que vive en culpa constante) está lleno de moscas, que a su vez, cada vez se vuelven más gordas, debido al alimento que les da la culpa y el remordimiento de sus gentes.

Cuando Electra se ve asediada por la culpa, las Erinias la contemplan como un banquete de reyes. Tratan también de hacer caer a Orestes, pero les fue imposible, dado que él ya había ganado su propia libertad (llámase libertad de conciencia).

12 comentarios:

jordicine dijo...

Veo que no paras de escribir y que lo haces muy bien. Un saludo. Y un beso. Hasta pronto.

Anónimo dijo...

En Las Moscas Sartre pone un dios romano en Grecia y escribe Electra a lo romano, pero la obra se desarrolla en Gracia, Argos está invadido de moscas porque Júpiter las manda como un símbolo, el símbolo del pecado original que hay en Argos: la muerte de Agamenón cae de generación en generación. Orestes es el salvador que expìa los males de su pueblo y se los lleva, haciendo a los hombres libres; ya no hay carroña, ya no hay moscas. Toca también el tema de la justicia. La obra es existencial, presenta lo que pasa y no más.

Luceta

Anónimo dijo...

hola he llegado a tu bolg buscando informacion sobre las moscas de sastre para un trabajo que tneog que hecer. la verdad que me está sirviendo de gran ayuda aunque hano un poco perdida. Alguna idea para enfocar el trabajo. Muchas gracias y animo

Elena Cabrera dijo...

Hola , yo estudio teatro y he leido muchas electras desde las coeforas de esquilo hasta la electra de Hofmannsthal de veras es una experiencia hermosa leer muchas electras y ver como mantienen su escencia pero tiene la nueva de su autor . Las moscas me gusto mucho es muy interesante y el Orestes de esta obra es muy humano y cambiante como la vida misma .
Espero y puedas explorar en las Electras de sofocles y la de euripides , suerte!

Anónimo dijo...

Espero que me sirv para el trabajo que tengo que hacer... Lo utilizaré para guiarme y le pondré bastante de lo que a mí me dejó la obra (que es realmente magnífica) Muchas gracias!!!

Ap! hermoso el blog... Sobre todo la música y las citas del costado... y el color y los temas y... jajaja felicidades!

Anónimo dijo...

Considero interesante el análisis general, independiente de no mencionar la utilización del Dios Romano, Júpiter, en Vez de Apolo (Griego)... detalles narrativos de Sartre, que hace su propia versión del mito Griego usado también en la trilogia La Orestíada (Esquilo):La condena de la casa de Agamenón, su error al sacrificar a su propia Hija Ifigenia para tener los vientos favorables en la Guerra; determinando y marcando a su familia y su pueblo, en esta serie de venganzas y culpas. Y las Erinias son las deidades encargadas de condenar los asesinatos ejercidos "por manos de un familiar directo".Orestes asesina por venganza a su propia madre ya que "es ley que las gotas de sangre vertidas por tierra exigen otra sangre". En la obra de Esquilo es el propio Apolo quien apoya a Orestes en su crimen. Su madre desesperada intenta apelar a los sentimientos de su hijo, pero Pílades (Apolo disfrazado) le recuerda sus propias ordenes. Clitemnestra le advierte de la venganza de las Erinias: "guárdate de las perras vengadoras de una madre", las mísmas "moscas" de Sartre, pero mas justicieras en esquilo y más golosas e insaciables en Sartre.

Está bien claro y certero el análisis en que se diferencia claramente la oportunidad de ser libre que le da Sartre a Orestes. Quien decide actuar y está convencido de su ser, ante cualquier otro ser.

Me gusta tu iniciativa! felicitaciones!!!

Bárbara Soto Souyris.

Agustín Sueldo dijo...

muy buena la publicación, me ayudó a rever la obra que había leído, como resumen...

sin embargo tengo que decirte que no está lo principal de la obra que es la crítica de Sartre al poder, al pueblo y a la iglesia en Francia durante la ocupación alemana. De eso se trata la obra asi que me parece bastante grave que no esté, capaz está en algún link o algo por ahí que no vi. Pero la obra SE TRATA DE ESTO. Critica todo esto de manera indirecta... deberías rever tu publicación o agregarle este análisis.

Un saludo, buen trabajo

Anónimo dijo...

Amigo, estas mal enfocado, lo tuyo no es un analisis, es un resumen de la obra. No hiciste ninguna alusión al significado real que Sartre quiso entregar. Lea un poquito, sale hasta en wikipedia.

francisca dijo...

trata de eso si pero no en profundidad en esta obra ya q es un tipo de continuacion, q en el pensamiento de vida si trata de eso pero, más q nada es un texto de basado en la culpa y la verdad.......


¡muchas gracias!, tu opinion me ayudo a reivir la obra q hace tiempo no recordaba . escribes muy bien tus pensamientos, y resumen porsupuesto.

pajaritosavolar dijo...

Hola soy florencia ! Y tengo que hacer un trabaja con la obra las moscas y estoy algo perdida, podrias ayudarme ?

Anónimo dijo...

eres muy ben@ para dar opiniones y para concluir un tema, te felisito ahora ya puedo hacer mi trbajo con buenos argumentos. gracias...

Talisayo dijo...

Orestes no es irresponsable. Por el contrario, asume cabalmente su responsabilidad y las huellas indelebles del matricidio. Por esto mismo no padece arrepentimiento, puesto que la libertad está dada por la posibilidad de asumir la responsabilidad frente a cada acto. Es, entonces, cuando un hombre se hace libre, cuando puede encarar a los dioses.

 
Home | Gallery | Tutorials | Freebies | About Us | Contact Us

Copyright © 2009 MUCHO TEATRO |Designed by SoluTec |Converted to blogger by BloggerThemes.Net

Creditos:

SoluTec, Shanty